sábado, 16 de marzo de 2013

alabanzas a UCD y pensamientos sobre el rescate bancario.


Yo no soy ningún experto en economía, pero veo que no se están haciendo bien las cosas desde ningún punto de vista, ni en ninguno de los aspectos de la economía. Ni en esta ni en las seis últimas legislaturas. En alguna ocasión he contado cuando se empezaron a perder los derechos laborales, con la reforma laboral de Gónzalez y con la famosa ley Corcuera. Ambas fechadas en los primeros años de la década de los noventa. Pero ¿Cuando conseguimos esos derechos que nos han ido amputando reforma a reforma, ley a ley desde hace años?

Desde luego no fueron los socialistas, siempre seguidistas del poder patronal y por supuesto no fue Paquito, no creo necesario explicar por qué. Fue la UCD de suarez con su estatuto de los trabajadores en 1980.  En el se establecieron algunas de las cosas mas importantes para la seguridad laboral en nuestro país; el convenio colectivo y el control del estado de las relaciones laborales. Cosas ambas que en esta ultima reforma han recibido la puntilla definitiva.

Hoy, visto con la perspectiva del tiempo, nos damos cuenta de que los gobiernos de la UCD (de 1977 a 1981, excluyo el año escaso de Calvo Sotelo), fueron en materia económica buenos en general para nuestros derechos. Suárez se negó a entrar en los nuevos tiempos neoliberales que empezaban a imperar por Europa y EEUU, cosa que no hizo González. Suarez acometió en solo cuatro años reformas por nuestros derechos que después, les costo destruir al PP, al PSOE y a los que les pagan mas de 30 años.

En materia internacional también me parece muy positiva la labor de los gobiernos de la UCD, velando por nuestra independencia y siendo muy críticos a la entrada de España en la OTAN, primera fuente de nuestros problemas actuales.

Lo dejo ya, que no quiero que esto se convierta en una loa a un gobierno conservador.

Que tiempos mas malos vivimos, en los que los comunistas añoramos a gobiernos demócrata cristianos.

Esto me lleva al capitalismo que tenemos hoy, un capitalismo inhumano en el que las personas son una pieza mas de la maquinaria. Que cuando no son útiles o se rompen, se tiran a la basura y se cogen otras nuevas. Hoy solo somos recambios para nuestros gobernantes y eso se ve en la legislación y en la forma de actuar del gobierno.

Cojamos por ejemplo el rescate bancario, los bancos se arruinan y el gobierno les rescata. Discutible, pero eso es el capitalismo. Lo que pasa es que dentro del capitalismo hay maneras de hacer las cosas, si consideramos cierta la postura oficial sobre la ruina bancaria, eso de que los bancos se han arruinado por la mora de las hipotecas y los créditos. Se podrían haber hecho las cosas de otra manera. En vez de ayudar a las entidades directamente, el gobierno se podría haber hecho cargo de las hipotecas morosas y haber dado una solución individualizada a cada persona. Los bancos habrían cobrado ese dinero y las personas no habrían sido embargadas y ojo, no estamos diciendo que la gente dejase de deber ese dinero, simplemente habría cambiado de deudor. Obteniendo con ello cuatro ventajas principales y muchas colaterales. Las principales serían; evitar el drama social de los desahucios, tener mas garantías de recuperar el dinero por parte del estado (Hemos visto lo que ha pasado con los 6.000 millones del banco de Valencia y lo que va a pasar en pocos días con los miles de millones de Catalunya Bank), crear un montón de puestos de trabajo directos para gestionar esos créditos (mínimo tres mil personas de manera directa, con un bajísimo coste) y por ultimo, un menor coste global de toda la operación.

¿Por qué ni se han planteado hacer eso? Se me ocurren dos motivos, el primero es que hay cosas que no se saben del rescate a la banca y que haciendo eso no se solucionaría el problema , me refiero a especulaciones y delitos. Y el segundo es que al gobierno le interesa empobrecernos para ayudar a los que les pagan y esa medida iría en contra de ese objetivo.

Por ultimo ¿Cual es la medida que de verdad considero yo mejor? La nacionalización de toda la banca, pero sin intenciones privatizadoras y la adopción por parte de esa nueva banca de compromisos éticos y sociales basicos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada